Portada » Todos los artículos de guion publicados » Cómo escribir » El apestoso vino de Los Soprano

El apestoso vino de Los Soprano

El apestoso vino de Los Soprano, La solución elegante

Un problema en el guion es mostrar el funcionamiento de una familia sin recurrir a artificios como una noticia en la televisión que genere un debate o provoque una discusión.

Los guionistas de Los Soprano recurren a un objeto sencillo: una botella de vino de Italia que llega a la casa de Los Soprano en el capítulo Strong, Silent Type (4×10) con guion de Terence Winter, Robin Green y Mitchell Burgess según el argumento de David Chase.

Momentos antes de la llegada del vino, Tony protesta porque Carmela se ha cortado el pelo. Tony quería haber sido consultado antes. Medio minuto después, Carmela decanta vino.

El apestoso vino de Los Soprano, La solución elegante
El apestoso vino de Los Soprano, La solución elegante
El apestoso vino de Los Soprano, La solución elegante

Carmela se toma el vino porque no quiere rebatir que un vino de la mamá patria es malo. No quiere disgustar otra vez a Tony. (Nota: Por mi experiencia, si el corcho se rompe al sacarlo, es probable que el vino sea malo). Los suegros de Tony toman el vino y no replican: conocen bien a su yerno.

Más tarde, Tony invita a tío Junior a vino. Tío Junior se queja sin reparos. Es la voz más vieja de la familia. Se ha ganado el derecho a quejarse.

Tony toma vino una vez más, sin rechistar. El vino huele a pies, pero Tony se considera un machote —de la consulta de la psicóloga hacia afuera— y no se permite a sí mismo una queja.

El vino funciona para definir el estado emocional de Carmela, la cortesía forzada de los suegros, el carácter quejica de tío Junior y finalmente la pose de tío duro de Tony Soprano. Justo en un momento en el que Tony tiene la moral caída por suelos.

HAZME FELIZ, COMPARTE: